Etiquetas

,

Jorge Luis Borges y Ernesto Sabato en 1975

Jorge Luis Borges y Ernesto Sabato en 1975

Jorge Luis Borges (Buenos Aires, 24 de agosto de 1899 – † Ginebra, 14 de junio de 1986) fue un escritor argentino, autor de El Aleph, Ficciones, El libro de arena, entre otras obras. Fue poeta, traductor, profesor de literatura inglesa, cuentista, bibliotecario, ensayista, políglota y crítico literario. Borges, ejerció la profesión de bibliotecario en la biblioteca municipal Miguel Cané, en Buenos Aires donde trabajó durante casi una década desde 1937. Allí, hoy en día hay una habitación que todavía conserva su escritorio y su máquina de escribir, fotografías y las primeras ediciones de sus libros, profesionalmente trabajó como catalogador y escribió varias de sus primeras obras en sus ratos libres entre 1937 y 1946. Una de sus frases celebres en alusión a las bibliotecas como profesional es : « Ordenar bibliotecas es ejercer de un modo silencioso el arte de la crítica ». Al ser aceptado como director de la Biblioteca Nacional, a la vez que quedó ciego escribió el Poema de los Dones en El Hacedor. « Nadie rebaje a lágrima o reproche / esta declaración de la maestría / de Dios, que con magnífica ironía / me dio a la vez los libros y la noche. » Del mismo Poema de los dones, de 1960, es esta otra frase : « Yo, que me figuraba el Paraíso bajo la especie de una biblioteca ». Ernesto Sabato también hizo alusión a Borges como bibliotecario en Uno y el universo, obra de 1945. « A usted, Borges, heresiarca del arrabal porteño, latinista del lunfardo, suma de infinitos bibliotecarios hipostáticos, mezcla rara de Asia Menor y Palermo, de Chesterton y Carriego, de Kafka y Martín Fierro ; a usted, Borges, lo veo ante todo como un Gran Poeta. Y luego, así : arbitrario, genial, tierno, relojero, débil, grande, triunfante, arriesgado, temeroso, fracasado, magnífico, infeliz, limitado, infantil e inmortal ». Por supuesto no nos vamos a olvidar de La biblioteca de Babel un cuento del escritor argentino Jorge Luis Borges, aparecido por primera vez en la colección de relatos El jardín de senderos que se bifurcan (1941), colección que más tarde fue incluida en Ficciones (1944). La biblioteca en el imaginario de Borges parece ser infinita a la vista de un ser humano común, pero al tener un límite de 410 páginas por libro, 40 renglones por página y 80 símbolos por renglón, el número de posibilidades es vasto pero finito. El relato es la especulación de un universo compuesto de una biblioteca de todos los libros posibles, en la cual sus libros están arbitrariamente ordenados, o sin orden, y preexiste al hombre.

Noticia completa (Universo abierto).

Foto : Wikimedia Commons.

Anuncios